viernes, 13 de mayo de 2011

A modo de desintoxicación: una nana

Dibujo Luis Alberto Spinetta




Canción de cuna



Duerme mi niño,
duerme tranquilo,
que a la Luna le gusta
verte dormido.

Mueve tu pecho
tan despacito
que las hadas se arrullen
junto a tu ombligo.

Sueña con barcos,
y con vikingos,
y si acaso algún día
sueña conmigo.

No tengo espadas
bajo mi abrigo,
ni mi cuerpo es un bloque
de acero frío.

Papá es un hombre
lo más sencillo,
al que escuchas muy tarde
por el pasillo.

Pero si quieres
seré un bandido,
un pirata, un vaquero...
seré distinto.

Sólo esta noche,
tú y yo, unidos,
llenaremos de magia
nuestros sentidos.

Y al amanecer,
muy tempranito,
sentirás en los ojos
un calorcito.

Son mis labios, que quieren
darte cobijo.

Antonio Carrillo


5 comentarios:

  1. Es muy buena Antonio. Felicidades

    Un abrazo,

    Guille

    ResponderEliminar
  2. Qué sencillez y qué hermosura, en tan poco espacio.

    ResponderEliminar
  3. Muy bella Antonio, te felicito.

    Saludos,
    Ornella

    ResponderEliminar
  4. Gracias por compartir este tesoro!!!

    ResponderEliminar